Últimas Noticias

2016-04-04
Comunicado a la opinión pública 118 organizaciones y personas exigen a MinSalud compra urgente de medicinas para VIH

Venezuela, 03 abril 2016. La Red Venezolana de Gente Positiva (RVG+), las Organizaciones de la Sociedad Civil, Ciudadanas y Ciudadanos abajo firmantes manifiestan a la opinión pública su preocupación por más de 61.686 personas con VIH quienes sus vidas y salud se encuentran amenazadas, debido a que la cantidad de 30 tipos de medicamentos antirretrovirales disponibles en Venezuela se agotarán totalmente en el venidero mes de junio del año 2016. El resto del año estas personas con VIH no podrán ingerir sus medicinas.



La causa principal de esta irregularidad: La Ministra de Salud de Venezuela Luisana Melo no realizó las compras del 90% de estas medicinas por un monto de 32 millones de dólares americanos al Fondo Estratégico de Medicamentos (FEM) de la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Se conoce que los trámites se iniciaron en la gestión anterior durante el último trimestre de 2015. Además, se necesitan nueve meses adicionales para completar todo el complejo, largo y burocrático proceso del Gobierno de Venezuela y la OPS que consta de las siguientes etapas: entrega de planes y actualización de necesidades de antirretrovirales, entrega de 32 millones de dólares americanos al FEM, licitación global del FEM, revisión y aprobación de documentos, revisión y aprobación del control de calidad de antirretrovirales, compra de medicinas, traslado desde el exterior hasta Venezuela, proceso de nacionalización, traslado desde la aduana al SUMED SEFAR en Caracas, recepción, inventario, transporte y distribución desde Caracas hacia todas las farmacias ubicadas en las 24 entidades federales, personas con VIH retiran sus medicinas en las farmacias, hasta que finalmente lleguen los antirretrovirales a los estómagos de las personas con VIH.

Destacamos que Venezuela requiere 71 millones de dólares americanos para ser invertidos en la compra del 100% de los medicamentos antirretrovirales, otros fármacos, materiales e insumos destinados para la prevención, atención y tratamientos del VIH, según informaciones emanadas por el Ministerio de Salud.

Esta omisión administrativa de la Ministra de Salud Luisana Melo afecta negativamente a miles de mujeres, embarazadas y hombres con distintas edades, orientación sexual, posición educativa y económica. Ya el desabastecimiento de tres antirretrovirales Enfuvirtide, Raltegravir y Rilpivirina es una realidad en las 30 farmacias adscritas al sistema público de salud a nivel nacional, puesto que un número importante de personas con VIH están denunciando que se les está negando la entrega de estas medicinas. Otra de las grandes preocupaciones es el futuro de los nuevos casos de infecciones por VIH y SIDA, quienes en este momento no pueden iniciar su terapia antirretroviral porque el Ministerio de la Salud les impide su acceso al programa público de salud para recibir sus vitales medicinas.

Las niñas, niños y adolescentes con VIH son los más afectados por la negligencia oficial, puesto que Venezuela no cuenta con todos los antirretrovirales especiales para esta población tan vulnerable.

A las madres con VIH se les imponen barreras para alimentar a sus hijos, puesto que Venezuela no cuenta con los sucedáneos de leche materna, conocido como leche maternizada, ni la variedad de leche pediátrica o fórmulas lácteas, como tampoco los otros tipos de leches (entera, descremada, semidescremada, sin lactosa, entre otras), lo que impide a las madres con VIH alimentar adecuadamente a sus bebés sin riesgos de contraer el VIH. A esta gravedad se le suman las grandes dificultades que tienen estas madres con VIH para conseguir los alimentos de la canasta básica en Venezuela, producto de la escases, el alto costo y una inflación que supera el 180%.

Resaltamos que son los medicamentos antirretrovirales la única estrategia médica científica válida que tienen las personas con VIH para poder vivir, siendo reconocida por la Organización Mundial de la Salud, ONUSIDA y la norma técnica del Ministerio de Salud de Venezuela, porque son éstas medicinas las que permiten controlar la replicación del virus en los organismos, detener la progresión de la enfermedad y disminuir la mortalidad.

La Guía de Tratamiento Antirretroviral de las Personas con VIH/SIDA en Venezuela publicada por el Ministerio del Poder Popular para la Salud (5ta. edición, 2014-2016)[4] ofrece orientaciones y recomendaciones importantes como es “que el uso estratégico de antirretrovirales es clave para el control de la epidemia de VIH ya que –siendo una herramienta efectiva de prevención– reduce de manera significativa la transmisión”. Esta importante norma técnica elevada a la categoría de “Resolución Ministerial” “es de obligatorio cumplimiento por el Sistema Público Nacional de Salud”, según la Gaceta Oficial No. 40.374, pero el propio ente rector de la salud pública la incumple de forma reiterada.

Preocupante que miles de personas con VIH no tienen acceso a medicamentos e insumos básicos en los hospitales y otros centros públicos de salud, ya que éstos no disponen de ácido fólico, fluconazol, ibuprofeno, ácido acetilsalicílico (conocido popularmente como aspirina), antimicóticos, antibióticos, anticonceptivos, anticonvulsivos, antihipertensivos, antidiarreicos, gasas, algodón, guantes, entre la larga lista de faltantes. Estas medicinas tampoco se consiguen en las farmacias privadas, dada la escases que supera el 80% y los pocos disponibles, presentan precios exorbitantes e inaccesibles.

Otras de las deficiencias es la escases de reactivos para exámenes de laboratorio para el diagnóstico, control y seguimiento al VIH, como son Anticuerpos contra el VIH, Western blot, Conteo de CD4/CD8, Carga viral, Sífilis, Hepatitis y Tuberculosis, entre otros, situación que se presenta en la red pública de laboratorios desde octubre de 2015, lo que impide a las personas conocer su actual condición de salud, es decir: a) Si ha sido diagnosticada positiva al VIH lo que permitirá si la persona debe iniciar tratamiento; b) Control de la replicación del VIH; y c) Seguimiento del funcionamiento del sistema inmunológico o de defensas. En cuanto a los laboratorios privados, son muy pocos los que ofrecen la realización de estos exámenes especializados, porque existen limitaciones para acceder a las divisas extranjeras que permitan importar los reactivos requeridos en el país.

La discriminación por VIH está afectando derechos, garantías y deberes, especialmente en los servicios públicos de salud y el lugar de trabajo, resultando el rechazo, maltrato y negativa de atención médica, realización de la prueba del VIH para ingreso, ascenso a cargos en el lugar de trabajo y despidos injustificados. Constantemente las personas con VIH y sus familiares denuncian estas violaciones de derechos ciudadanos a la Defensoría del Pueblo y a los Ministerios de Salud y Trabajo, para hagan cumplir la nueva Ley para la promoción y protección del Derecho a la Igualdad de las Personas con VIH o SIDA y sus Familiares, pero no reciben respuestas de estas instituciones públicas y los casos quedan en total impunidad.

La Red Venezolana de Gente Positiva informa que en febrero de 2016 solicitó audiencia a la Ministra de Salud Luisana Melo para exponer la grave situación de estas medicinas y otras irregularidades, y al mismo tiempo, presentar soluciones efectivas, pero aún no se ha recibido respuesta de la Ministra.

La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela establece en el artículo 83 que “la salud es un derecho social fundamental, obligación del Estado, que lo garantizará como parte del derecho a la vida.” Asimismo en su artículo 84 obliga al sistema público de salud a garantizar tratamiento oportuno y rehabilitación de calidad.

Igualmente existe un Mandato Constitucional del Tribunal Supremo Justicia (julio 1999) que ordena al Ministerio de Salud a suministrar todos los medicamentos para tratar el VIH, fármacos para el tratamiento de infecciones oportunistas asociadas al SIDA, practicar los exámenes de laboratorio para el diagnóstico, control y monitoreo del VIH, y ofrezca toda la asistencia médica integral a venezolanos y extranjeros residentes con VIH y SIDA.

En el ámbito internacional, desde el año 2001 Venezuela ha suscrito las Declaraciones Políticas sobre el VIH/SIDA aprobadas en las Sesiones Especiales de la Asamblea General de las Naciones Unidas (UNGASS). La última Declaración ocurrió en el 2011[6] durante la Reunión de Alto Nivel sobre el VIH/SIDA, donde los Estados Miembros, incluyendo Venezuela, abrazaron el principio de un mundo con cero nuevas infecciones por el VIH, discriminación cero y cero muertes relacionadas con el SIDA. También los Estados Miembros se comprometieron a respetar y cumplir “con su legislación interna, las prioridades nacionales en materia de desarrollo y las normas internacionales de derechos humanos”.

En tal sentido, la Red Venezolana de Gente Positiva, las Organizaciones de la Sociedad Civil, Ciudadanas y Ciudadanos abajo firmantes se declaran en EMERGENCIA y al mismo tiempo exigen al Ministerio del Poder Popular para la Salud lo siguiente:

1.- Que la Ministra de Salud de Venezuela Luisana Melo conceda audiencia en carácter de urgencia a representantes de la Red Venezolana de Gente Positiva RVG+ para abordar de forma conjunta la grave situación que atraviesa el programa público del Acceso a los Tratamientos Antirretrovirales.

2.- Que el Ministerio de Salud de Venezuela declare en ESTADO DE EMERGENCIA al Programa público de Acceso a los Tratamientos Antirretrovirales de Venezuela, para que se faciliten los trámites administrativos y la procura de recursos económicos suficientes que permitan la adquisición urgente de medicamentos antirretrovirales, fármacos para infecciones oportunistas, y reactivos para exámenes de laboratorio de diagnóstico, control y seguimiento al VIH.

3.- Que la Ministra de Salud de Venezuela Luisana Melo solicite al Presidente de la República Nicolás Maduro, en Consejo de Ministros, la consideración de un crédito adicional para la adquisición de medicamentos antirretrovirales, fármacos para infecciones oportunistas asociados al SIDA y reactivos para pruebas de laboratorios para el diagnóstico, control y seguimiento al VIH, a los efectos de garantizar el cabal y oportuno cumplimiento de lo ordenado en el Mandato Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia antes citado.

4.- Que la Asamblea Nacional de Venezuela apruebe de forma urgente el crédito adicional que solicite el Ministerio del Poder para la Salud destinados a la adquisición de medicamentos antirretrovirales, fármacos para infecciones oportunistas asociados al SIDA y reactivos para pruebas de laboratorios para el diagnóstico, control y seguimiento al VIH.

5.- Que el Ministerio del Poder Popular para la Salud acepte las donaciones, contribuciones y toda la cooperación requerida proveniente del ámbito internacional para la provisión de medicamentos antirretrovirales, medicinas para infecciones oportunistas asociadas al SIDA, reactivos para el diagnóstico, control y seguimiento al VIH, insumos y materiales médicos, lo que permitirá proporcionar respuesta y acceso rápido a miles de personas con VIH y SIDA. En caso de que se rechace esta propuesta, se provocaría en un futuro cercano la muerte de muchas personas con VIH y SIDA que hubieran podido ser salvadas.

Vínculo para la nota y lista de organizaciones y personas firmantes.